Yo soy el mar

by Sudestada

/
  • Streaming + Download

    Includes unlimited streaming via the free Bandcamp app, plus high-quality download in MP3, FLAC and more.
    Purchasable with gift card

      €5 EUR

     

  • Record/Vinyl + Digital Album

    LP 12" Vinyl Marbled + Inserto de "Yo Soy el Mar" de Sudestada.

    Includes unlimited streaming of Yo soy el mar via the free Bandcamp app, plus high-quality download in MP3, FLAC and more.
    ships out within 3 days

      €12 EUR or more 

     

  • Compact Disc (CD) + Digital Album

    El trabajo debut de la banda Sudestada, para seguidores de las tendencias Neocrust y Post-hardcore.
    Formato Digisleeve 4 tarjetas con letras en dos idiomas, con fotografías de Coral Devesa.

    Includes unlimited streaming of Yo soy el mar via the free Bandcamp app, plus high-quality download in MP3, FLAC and more.
    ships out within 3 days

      €7 EUR or more 

     

  • Full Digital Discography

    Get all 47 thebravesrecords releases available on Bandcamp and save 75%.

    Includes unlimited streaming via the free Bandcamp app, plus high-quality downloads of Visions, Risen, - VIE -, The Fracture, Arcadia, Realismo Histérico, Living in Death, Chronos, and 39 more. , and , .

    Purchasable with gift card

      €46.75 EUR (75% OFF)

     

1.
01:01
2.
02:49
3.
01:43
4.
02:50
5.
04:44
6.
01:42
7.
03:05
8.
02:45
9.
06:26
10.
00:49

credits

released November 6, 2018

Música y letras: Sudestada
Miembros:
Jorge Urosa - bajo
Peter López - batería
Mario C. Vaises - voz
Fernando Lamattina - guitarra
-
Iván Ferro - guitarra invitada en Renacido

Grabado y Mezclado: Iván Ferro en Kollapse Studio (Lugo, Spain) en enero 2018.
Masterizado: Brad Boatright en Audiosiege (Portland, Oregon) en marzo 2018.
Fotos del artwork: Coral Devesa

license

all rights reserved

tags

about

thebravesrecords AL, Spain

contact / help

Contact thebravesrecords

Streaming and
Download help

Redeem code

Track Name: Bengalas
El mundo ha girado otra vez,
como si quisiera darme la espalda. 
Soñaba algo que me hizo llorar
hasta que la luz golpeó en mi ventana.
Sol invicto que me quiere en pie,
listo de nuevo para otra batalla.
Esta guerra no la ganaré
y aún así yo saldré a partirme la cara
hasta el anochecer.

Intentaré no pensar en ti.

Armado con tan sólo un papel
y una ristra de versos en la garganta,
voy lanzando bengalas en la oscuridad
de un planeta que se desangra.
Los traidores suelen esconder
un puñal en el hueco de sus palabras;
si pudiera hacerlos callar…
firmar de una vez la paz con mi almohada.

Hasta el anochecer
resistiré todos los embates de una vida
que se ha empeñado en enseñarme a perder,
cuando yo no quiero pelear.
No quiero pelear, pero lo haré.

Pelearé.
Track Name: Soflamas
Lo que cuentas, lo he escuchado ya. No hay ni un solo verso original en tu gran epopeya sobre la verdad. Repites soflamas que no prenden más, buscando alumbrarte en la oscuridad. Acaso ignorante, no sabes que la pólvora que usas no arde, pues está empapada con la sangre de aquellos que antes que tú ya sabían cómo salvarnos y acabaron por clavarnos a una cruz. En tu propia celda se te oye cantar, tú crees que un himno, cuando en realidad no es más que un eslogan manido con el que llenar tu cabeza de ruido. Tus principios son prestados. ¿Alguna vez has pensado que tu filosofía cabe en un panfleto? De esos que escriben los futuros siervos del terror al líder supremo, elevado al cielo a hombros de tontos iguales que tú. Si vienes aquí a predicar, usa el ejemplo, no me leas el manual. Si vienes aquí a predicar, usa el ejemplo y déjate ya de ladrar.
Track Name: Zozobra
De esta línea no pasarás. De mi vida te arranqué, no puedes volver. No importa cuánto insista el mar, romperá una y otra vez contra la escollera de mi voluntad. No hay vendaval que me haga zozobrar ni canto que me pueda enloquecer. Que baje dios si quiere ver a quien vistió al dolor usando su propia piel. No me queda nada triste que contar, vengo de vaciar mi alma en la tinta de ríos que están secos ya, ni me verás hundido porque fue en un mar de lágrimas donde aprendí a nadar. Si he llegado hasta aquí es porque ya solté amarras de ese puerto en el infierno. Me lo he cruzado a pie, igual que un faquir, descalzo sobre las brasas ardiendo. Allí dejé enterrado tu cadáver, en una cuneta del tiempo. La noche ha pasado de largo; de un solo trago, he acabado con el invierno. Si he llegado hasta aquí es porque me olvidé del camino de vuelta a tu agujero. Ya no puedo creer en nadie más que en mí, sé bien que todos mis héroes han muerto. Así, hoy puedo decir que, gracias a eso, yo solo me basto para levantarme y seguir, tan lejos de ti.
Track Name: Renacido
¿Cuántas veces puede alguien regresar de encararse con las nubes de la tempestad? Otra vez que me ha intentado estrangular con sus largas, largas manos la adversidad, y ya con todo listo para el funeral, yo me he sacudido el polvo y me he ido sin pagar. He vuelto a renacer; me arrojan desde el cielo y vuelvo a caer de pie. No sé muy bien por qué, pero cuanto más pierdo, más ligera es mi piel.

No me alcanza la guadaña, va la muerte tras de mí. Nunca se va a rendir. Yo ya cavé un hoyo, pero era para ti. ¿Por qué habría de volver? Si aquí, en tierra de nadie, yo soy mi único rey.

No tengo nada mío, soy rico cual mendigo, durmiendo en una hoguera si hoy sueño contigo, riendo con las hienas las bromas del destino, abriéndome camino cerca del precipicio. ¿Cuántas veces más podré asomarme sin sentir deseos de saltar? Suelo besar el suelo y me vuelvo a levantar, he mordido anzuelos que jamás llegué a tragar, he estado en el infierno, y no es ningún un lugar... Ya casi ni me acuerdo de quien me hizo desear morir. Será que he vuelto renacer.
Track Name: Credo
Cuánto tardé en entender que esto es un sálvese quien pueda y que al final no importa mucho perder o ganar, ni siquiera el rastro que dejamos al pasar. Por más que me empeñe, cerrando los ojos no conseguiré que nuestras miserias sean menos reales. ¡Subid las persianas, que quiero ver el mundo arder! No hay mucho más que hacer, que echarse a andar hasta que nos aguanten los pies, los puños cerrados para no olvidar que no existe don que podamos retener. Si pudimos ver al ángel caído caer, en qué vamos a creer, en qué podemos creer...

Busca tu pulso, el latido de tu tempo, coge aire, toma asiento en el viento. Afila esa sonrisa que se atrinchera en tus labios, y si escapa algún lamento, fusílalo en el acto. Si dejas algo escrito, que al menos sea un verso, y el final de tu historia mejor déjatelo abierto.
Track Name: Pompeya
Escucha el silencio que guarda el vagón, dictando sentencia, una maldición, el destierro en vida de la humanidad a este subsuelo de hierro y sudor. ¿Ha perdido el mundo la voz? Ahora que alguien suplica algo de atención, de igual a igual, dónde está la pasión con que lloran al son las injusticias esos que hoy no quieren mirar a los ojos de un dolor que tiene nombre y pide compasión. A cien metros de profundidad, donde entierran el valor los héroes de la indignación, todo es rutina y hedor, cenizas de convicción, humo y vanidad. Duerme Pompeya bajo la tierra de la vergüenza, donde no os pueden encontrar. Mudos los muros, hoy no hay lamentos, nadie alza el puño, miráis al suelo... ¿Es que se os ha caído el corazón? Sólo esperáis que pase de largo con sus sucias manos la realidad sin que os llegue a tocar.
Track Name: Barlovento
Dónde están tus aires como de huracán. Ahora que estoy a resguardo, a quién vas a atormentar. No me alcanzarás, no sueñes con volar tan alto. Tu lugar estará siempre en el fango mientras sigas anegando con tu llanto la verdad. Al final, quién querrá estar a tu lado, si cada vez que te abrazan se desata un vendaval. Y qué les vas a contar, cómo explicarás que estás sola otra vez, que te abandoné sin mirar atrás. Diles que soy yo el único culpable de que nunca haya nadie que te aguante más de un mes.

Aquello que escribí, rómpelo, ahí no hay nada para ti. Deja ya de sufrir, de mirar el escaparate, no te lo puedes permitir. Habla ya de otra persona, la que tú no serás; tu alma está en la bancarrota. Yo que bajé el cielo hasta tus alas rotas, que te abrí mi pecho cuando no tenías a donde ir. Todos esos versos que entraste a robar, no tienes que devolverlos, han dejado de brillar. A quién pretendes engañar aullando igual que lo hace el viento. Tú a nadie puedes engañar, si con soplar se te vuela el disfraz.

If you like Yo soy el mar, you may also like: